Precisión en materiales blandos y clamps

Cuando buscas el máximo detalle o precisión en materiales blandos, como puede ser el plástico, viene bien conocer estos detalles en el proceso de mecanizado para lograr el mejor resultado posible.

Los materiales blandos son un poco puñeteros a la hora de mecanizar, pues se deforman muy fácil cuando los metemos en los diferentes sistemas de mordaza que hay disponibles, y mas aun si la pieza en cuestión tiene paredes con unos pocos milímetros de espesor. En muchas ocasiones, si queremos buscar la máxima precisión, resultado y acabado, necesitaremos fabricar garras blandas con un diseño especifico para fijar la pieza en cuestión. Nos podremos encontrar casos en los que necesitemos varias de estas garras a medida para cada fase en el mecanizado de la pieza. Por eso es importante disponer de un sistema que nos sea cómodo a nosotros, nos permita cambiar de forma rápida y precisa los amarres y además, nos permita poder colocar amarres diseñados por nosotros mismos, para esas situaciones donde el detalle importa. Si se busca la precisión, que no os de pereza hacer los pasos intermedios de tener que fabricar utillaje a medida para poder realizar en condiciones el trabajo, puede suponer la diferencia entre un resultado exitoso y el desastre. 

Es interesante, como menciona en el vídeo, como tras ciertas operaciones de desbaste, vuelven a fijar el material en la misma mordaza, es decir, sueltan y vuelven a apretar. Toda una serie de truquitos que pueden ayudarnos en el futuro a obtener unos mejores resultados cuando trabajemos en condiciones un poco mas complejas de lo habitual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.